El consumo de mate en el Líbano. Una muestra clara de intercambio cultural

costumbres del mate en asia

El mate es una infusión netamente sudamericana pero de un tiempo a esta parte su consumo se ha masificado y hoy en día, personas de diferentes latitudes disfrutan de la bebida en compañía de familiares y amigos. En otra oportunidad hablamos del consumo de mate en una tierra lejana; en aquella ocasión presentamos la situación de Siria.  El caso del consumo de mate en el Líbano es también muy interesante, ya que guarda relación con los procesos migratorios que se sucedieron en la Argentina a principios de Siglo XX.

¿Cómo es que una costumbre Argentina, si se quiere sudamericana, es practicada bajo los mismos preceptos pero nada más y nada menos que  a 12.ooo km de distancia? Así es, en el Líbano -país de oriente próximo bañado por las costas del Mar Mediterráneo- el consumo de mate se ha vuelto una verdadera tradición de características similares a las reconocidas en Sudamérica.

Los motivos por los cuáles una tradición perdura en el tiempo son muchos, casi siempre  variados y no vamos a descubrir aquí que el mate y su consumo están intrínsecamente ligados a la cultura de los pueblos de América. Fue por su estadía en la Argentina hace ya 100 años, como los libaneses aprendieron a saborear de un buen mate y por supuesto, encarnizaron aquella costumbre destinada a pasar el tiempo junto a amigos y familiares.

Argentina recibió a principios del Siglo pasado una ola de inmigrantes libaneses muy fuerte, y fueron esos mismos ciudadanos quienes compartieron la tradición de consumir mate con sus coterráneos. Algunos se radicaron en Argentina y allí se quedaron, formaron familias y se afincaron para siempre en suelo americano. Otros, volvieron a su tierra natal y fue de esa manera como la costumbre de tomar mate dejó de ser estrictamente americana y viajó hacia tierras fenicias.

Los emigrantes libaneses regresaron a su tierra y desde ese entonces, practicaron una costumbre que al día de hoy les es propia y aunque esto parezca insólito, ocurre hace ya casi más de un siglo.

El mate como infusión saludable

Desde luego que es preciso celebrar este tipo de intercambios culturales, tal es el caso del que mencionamos aquí respecto al consumo de mate en tierras libanesas. Igualmente importante es el fortalecimiento de actitudes que potencian la salud de los seres humanos y evidentemente el consumo de mate es una de ellas.

Quizás la más notable y conocida de las propiedades del mate, es la que da cuenta de su carácter antioxidante. Esta característica nos ayuda a prevenir el mal de Parkinson, aumenta nuestra capacidad pulmonar y cardíaca, nos previene del Alzheimer y al mismo tiempo nos evita sufrir fatigas crónicas.

Sin dudas, una costumbre que bien pudiera extenderse no sólo al Líbano sino al mundo entero.

Acerca de Ismael Naput 44 Articles
Soy nacido en Diamante y vivo en Santa Fe desde hace 24 años. Actualmente me encuentro estudiando Licenciatura en Comunicación Social.

Comentarios

Comentarios

Comentarios